¿Ataques de ansiedad? Aquí te digo cómo puedes vencerla

Para comenzar quiero que sepas que la ansiedad como tal no es mala: es un mecanismo de defensa que tiene nuestro cuerpo para ayudarnos en situaciones de peligro, a fin de poder defendernos. Pero cuando tú sientes ansiedad, si no estás en un peligro real, entonces se le llama ansiedad generalizada y esa sí puede afectar tu vida diaria al no dejarte llevar una vida normal.

5ef2e7f85c492b3d20a26993d280dfec_XL

Síntomas
1. Preocupación
Si la preocupación es el principal síntoma de la ansiedad, al preocuparte obsesivamente por algo, alguna situación, no importa cuál sea el motivo, salud, dinero, amor, hijos, etc. Todos nos preocupamos por diferentes situaciones de nuestra vida, pero cuando esa preocupación no te deja dormir, ni concentrarte en otras cosas a lo largo del día, y tu mente gira alrededor de eso que piensas y no deja de preocuparte, entonces tienes ansiedad.

2. Miedo
Al estar preocupados por algo obsesivamente, eso nos lleva a sentir miedo por lo que pueda pasar o lo que nos imaginamos que podría pasar (que, seguro te has dado cuenta, la mayoría de las veces no pasa nada). Todo está en nuestra mente llena de ansiedad. El miedo es el peor consejero, pues nos paraliza: muchas veces no podemos enfrentarlo, y por ello nos quedamos encerrados sin querer salir de nuestra casa y dejamos de hacer cosas que nos gustaban como ir a correr, salir con los amigos, o incluso hasta pasar un rato a solas con nosotros, porque nos roba la esperanza, el gozo por la vida, la expectativa de un futuro feliz, y nos pone ansiosos, llenos miedo y preocupación.

3. Pensamientos catastróficos
Las ideas que nos formamos en nuestra mente cuando tenemos ansiedad, son una de las peores formas que tenemos de hacer que nuestra mente trabaje en contra de nosotros mismos, pues solo estamos pensando cosas negativas, pesimistas, catastróficas, solo pensamos en todo lo malo que nos podría pasar. Y entonces entramos en un círculo vicioso que es lo que nos hace cada día que el nivel de ansiedad aumente (miedo, preocupación y pensamientos catastróficos) y no podemos salir de ahí si no sabemos cómo hacerlo y sin ayuda. Y es ahí donde empezamos a somatizar, hasta llegar a tener un ataque pánico. En éste, sentimos que moriremos en ese instante, que nos dará un infarto. Algunos de los síntomas de un ataque de pánico son:
Mareos, temblores, sudoración, nerviosismo, taquicardias, palpitaciones, sentir que no puedes respirar, que te vas a desmayar, dolor en el pecho.
Después de tener un ataque de pánico queda ese miedo de que pueda regresar y es cuando todos los días te sientes mareado, tienes problemas digestivos, dolores de cabeza, no te puedes concentrar. Síntomas que te hacen en ocasiones ir al Doctor y siempre la respuesta será que estas bien no tienes ninguna enfermedad como pensabas, solo es ansiedad. En algunos casos los doctores te pueden recetar medicamentos, algunas ocasiones son necesarias cuando tu ansiedad está muy elevada y no la puedes controlar tú solo, pero antes de llegar a ese punto yo te recomiendo tratar de salir solo de esto sin medicina que si se puede si pones de tu parte y eres perseverante.
Consejos para tratar la ansiedad

A. Relájate
Cuanto te sientas muy estresado o con ansiedad, respira profundo. Existen varias técnicas de respiración que te ayudan a relajar tu cuerpo y mente.
Toma una ducha de agua tibia eso te ayuda a sentir te mejor.
Lee un libro, esto mantendrá tu mente ocupada y alejada de todas esas preocupaciones que crea la ansiedad.

B. Ejercítate
Haz ejercicio, sal a correr, a caminar, ve al gimnasio, practica yoga: lo importante es que te mantengas en movimiento que liberes todo ese estrés o ansiedad que no te deja ser tú misma. Puedes hacerlo desde tu casa, y con 30 minutos diarios, te ayudará mucho.

C. Piensa positivo
Mantén tu mente en estado positivo. No permitas que los pensamientos negativos te ganen, si llegan a ti no luches por que se vayan, porque más estarán ahí. Mejor déjalos estar pero no les hagas caso: tú sigue tus actividades normales; no dejes de hacerlas por estar pensado cosas negativas y veras que poco a poco desaparecerán.

D. Vive el hoy
No vivas en el pasado, ni estés pensando en qué pasará en un futuro. Tú disfruta del día de HOY y verás que todo es más fácil de llevar en tu día y serás más feliz, libre de estrés, preocupaciones y miedos.

E. Rodéate de personas que te aman
Estar cerca de la familia y amigos, es lo mejor para la salud mental. Nunca te sentirás solo y siempre tendrás en apoyo que necesitas en los días difíciles que sientes que no puedes salir tú solo.
Si sientes que no puedes salir solo de la ansiedad que sientes, busca ayuda de un profesional. Un psicólogo te dará muchas técnicas para poder cambiar esos pensamientos equivocados que tienes.

Fuente

Quizás te interese:

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

A %d blogueros les gusta esto: